in , ,

Semana Santa en España: solo para el turismo extranjero

Debido al aumento de casos de covid-19, no tendrán turismo interno

España restringirá la movilidad entre sus regiones en Semana Santa para evitar una cuarta ola de contagios por coronavirus, una medida que no afectará a las turísticas islas Baleares y Canarias, y tampoco a los visitantes extranjeros, aunque estos estarán sometidos a estas mismas limitaciones una vez en el país.

En rueda de prensa, la Ministra española de Sanidad, Carolina Darias, subrayó que los turistas extranjeros podrán visitar el país, pero no podrán moverse de la región en la que aterricen. «Sólo se puede venir a España por razones de índole esencial, en las que no este el turismo», dijo en relación a los viajeros de terceros países.

Según la Darias, la decisión de excluir de las medidas acordadas a las islas Baleares y Canarias se debe exclusivamente a evitar el turismo nacional.

También recordó las restricciones que pesan sobre los visitantes extranjeros en función de su país de origen y la obligación de presentar una PCR negativa a la llegada a España o de hacer una cuarentena  en algunos casos.

En España se ha ampliado la obligatoriedad de presentar una PCR 48 horas antes de la llegada al país y se ha aprobado la sexta prórroga para las personas que lleguen desde Reino Unido, además de la cuarentena para las personas que viajen desde Brasil y Sudáfrica, extendida a otros países sudamericanos y africanos.

En total 3.178.442 personas se han contagiado de covid-19 y 71.961 han muerto en España desde el inicio de la pandemia, según los datos oficiales, y tras una tercera ola consecuencia de la Navidad se ha situado de nuevo en niveles bajos de incidencia.

MADRID, DE NUEVO EN REBELDÍA

Sin embargo, para argumentar su negativa al cierre perimetral en Semana Santa, la región de Madrid argumentó precisamente la «incomprensible» situación de que un ciudadano madrileño no pueda ir a cualquier comunidad autónoma española «y si pueda hacerlo un francés, un alemán o un belga».

Las autoridades madrileñas, encabezadas por la conservadora Isabel Díaz Ayuso, mantienen durante toda la pandemia una actitud contraria a las decisiones del Ejecutivo socialista central, ya que consideran que sus medidas y estrategias regionales contra la covid-19 «están funcionando».

Ante la postura de Madrid, la ministra de Sanidad advirtió que el cierre perimetral en Semana Santa es de obligado cumplimiento para todas las comunidades autónomas españolas.

DATOS CON TENDENCIA DESCENDENTE

Según los últimos datos del Ministerio español de Sanidad, los números de la tercera ola de la pandemia en España siguen la tendencia descendente de las últimas semanas, aunque de forma lenta.

El Ministerio sumó este miércoles 13.459 contagios y 234 muertos al recuento oficial. La incidencia acumulada se estanca en 139 casos por 100.000 habitantes en 14 días.

Preocupan las variantes del coronavirus, sobre todo la británica que alcanza el 40% de los nuevos contagios.

«El camino que hemos recorrido es una bajada en descenso constante, pero el objetivo es llegar a 50 casos por cada 100.000 habitantes, y una vez alcanzado ese objetivo, será llegar a los 25 puntos, es muy importante la cultura del cuidado y de la prevención», recordó la ministra Darias en la rueda de prensa.

Mientras tanto, España roza los 5 millones (4.989.505) de dosis de la vacuna contra la covid-19 inoculadas, de forma que 1.447.838 personas (el 3 % de la población) están inmunizadas con la pauta completa y otras 2.093.829 han recibido ya su primer suero y están a la espera del segundo.

Según los datos de vacunación del Ministerio español de Sanidad, a 3.541.667 personas se les ha inoculado alguna dosis de las vacunas de Pfizer-BioNTech, Moderna y AstraZeneca, es decir al 7,5 % de la población.

 

Fuente: Agencia EFE

Argentina – No habrá turismo chileno: el 90% de los trasandinos entra en cuarentena

Argentina: Apuesta a la conectividad aérea y a los Caminos del Vino