in , , ,

La Rana Viajera: la estatua más pequeña del mundo

Se trata de un personaje del cuento del escritor ruso Vsevolod Garshin.

Construida en bronce y de sólo cuatro centímetros y medio mide la escultura que fue levantada en la ciudad rusa de Tomsk, en Siberia.  Su tamaño la llevó a formar parte de la lista de récords del libro Guinness.

 

La creación de la Rana Viajera en la ficción nace de los escritos de Garshin. Considerado uno de los maestros rusos en ficción corta, se ganó elogios de Ivan Turgenev y Antón Chéjov. Sus obras relatan temáticas del mal. Vivió la guerra en primera persona, participó de la guerra ruso-turcas (1877-1878) y en paralelo escribió su primera historia, «Four Days» (1877).  

Garshin sufría de episodios de la enfermedad mental que padecía.  Y, su obra maestra, «La Flor Escarlata» (1883) se repite, está se basó en su confinamiento en un manicomio. A los 33 años, el 5 de abril de 1888, se suicidó.  Sus obras se han traducido al Inglés como «The Signal and Other Stories» (1912).

El autor de la estatua, Oleg Kislitski, tuvo la idea del mini monumento. En una primera instancia, decidió hacer la figura más alta del mundo, sin embargo, al estudiar la obra de sus colegas del extranjero se dio la cuenta de que sería incapaz de competir con la figura de Buda que tiene ciento cincuenta y tres metros de alto. Por lo que quiso dejar su sello en la obra más pequeña del mundo.

 

 

Con niveles altos, el turismo extra hotelero se recuperó en agosto

En el Seminario de Litio en Sudamérica, Salta presentó su potencial minero