in , , ,

Las agencias de viaje celebran su inclusión en el mecanismo RED

Por Carlos Garrido 

 

Con un paso adelante para no dejar caer el sector clave en la recuperación del liderazgo turístico de España, el Consejo de Ministros oficializó el Mecanismo RED para las agencias de viajes gracias al trabajo que ha llevado a cabo nuestra organización, con el apoyo de la CEOE y SPV, el sindicato mayoritario del sector. 

Se trata de una herramienta de la nueva reforma laboral que facilita la flexibilidad y estabilización del empleo para atender las necesidades excepcionales de naturaleza macroeconómica o sectorial que justifiquen la adopción de medidas de ajuste y protección temporal. De este modo se incentivan, mediante exoneraciones del 40% a la Seguridad Social, las acciones formativas para culminar la recuperación del sector al mismo tiempo que se dota a las empresas de flexibilidad para adaptarse al futuro.

Para un sector que lleva meses reivindicando medidas urgentes, está decisión es sin lugar a dudas una excelente noticia. 

A mediados de febrero, y ante la inminente finalización de la vigencia de los expedientes de regulación temporal de empleo aprobados específicamente para la pandemia, constatamos que las agencias de viaje no estarían, en esa fecha, en disposición de reanudar su actividad en unas condiciones de normalidad, por lo que se solicitó que se incluyera al sector en el Mecanismo RED. 

De hecho, en enero, 10.792 trabajadores de las agencias de viaje todavía no habían podido dejar atrás el ERTE, el 29% de los trabajadores de un sector cuya facturación descendió casi un 90% en 2020 y un 56% en 2021.

Con todo lo que implica, aun así, hay que dejar muy claro que esta crisis es coyuntural y que las agencias se recuperarán en cuanto desaparezcan las restricciones de movilidad a nivel regional, nacional e internacional.

A pesar de los análisis que auguraban un cambio de ciclo en el sector de la intermediación turística, las agencias de viaje en España acumulaban antes de la pandemia una serie ininterrumpida de siete años de crecimiento. 

Desde 2014, el sector creció tanto en el parque de agencias como en número de intermediaciones. Y lo hacía también en empleo: de 2013 a 2019, el número de trabajadores afiliados a actividades de agencias de viajes, operadores turísticos, servicios de reservas y actividades relacionadas con los mismos creció un 32%: mientras que en 2013 estaban dados de alta en la Seguridad Social de media 49.573 trabajadores, ese número se elevó hasta los 65.687 trabajadores de 2019.

Por otro lado, la conversión de España en las últimas décadas en un país esencialmente de servicios ha llevado también a una reducción de la productividad. Sin embargo, las agencias de viajes aportan un valor añadido notablemente superior al del resto de servicios: registraron en 2019 una productividad de 44.998 euros, creciendo en más de mil euros respecto al año anterior. La media del sector servicios, sin embargo, se ubicó en los 37.889 euros.

Con respecto al número de operaciones intermedias con las aerolíneas y su facturación, los datos de la Asociación Internacional de Líneas Aéreas (IATA) muestran claramente el crecimiento antes de la crisis sanitaria. El volumen total de ventas de billetes aéreos a través de agencias en 2016 fue de 4.597 millones de euros y en 2017 de 4.727 millones, lo que supone un crecimiento interanual del 2,81%. En 2018 se incrementó en un 5,05% hasta los 4.965 millones y creció un 4,17% en 2019 hasta los 5.172 millones de euros. Tan solo la pandemia ha podido frenar este crecimiento.

En esta línea, las intermediaciones de las agencias españolas aumentaron incluso por encima de sus homólogas europeas. Si en 2017 el peso de las agencias españolas representó el 6,42% del total europeo de ventas de viajes aéreos, este peso ha ido creciendo anualmente, incluso durante la crisis sanitaria: ascendió al 6,53% en 2018, al 6,77% en 2019 y, pese a estar ya en pandemia, se incrementó hasta el 6,89% en 2020 de todas las ventas en Europa.

Por último, otra muestra del peso y del crecimiento de las agencias de viajes en España es su aportación del 40% en la distribución de billetes de Renfe. De hecho, antes de la pandemia, las ventas de billetes de AVE a través de las agencias de viajes crecían más que la media de todos los canales de distribución de la compañía ferroviaria. Esto se tradujo también en un aumento del ingreso medio, gracias al peso de la venta presencial de las agencias, que aportan un mayor valor.

En definitiva, con estos datos queda de sobra demostrada la solidez del sector de las agencias de viajes, que se encuentra inmerso en una progresiva recuperación. Esta recuperación será gradual y vendrá marcada por la reapertura de mercados internacionales, la resolución del conflicto bélico en Ucrania y por la flexibilización de las políticas de viajes de las grandes empresas, ya que las agencias dependen fundamentalmente del turismo emisor, el MICE y el Business Travel. 

Mientras tanto, la inclusión de las agencias en el Mecanismo RED es un paso muy importante para no dejar caer a un sector que tiene que estar situado en una buena posición de partida para ayudar a España a liderar de nuevo el turismo internacional. Desde nuestra organización queremos por último agradecer la sensibilidad del Ministerio de Trabajo y Economía Social y el apoyo recibido por parte de la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, CEOE y SPV.

Carlos Garrido es Presidente de la Confederación Española de Agencias de Viajes

 

Para los turistas de última hora en Semana Santa armamos estos paquetes de viaje

Con un curso sobre Los Cabos, Ávoris inaugura una plataforma de formación virtual